29 abril 2008

Aceptarse es lo mejor



Comentando con una muy querida amiga la importancia de aceptación de una misma, refería ella que no esta a gusto consigo misma, no se acepta, le disgusta su propia personalidad, no se cree capaz de hacer cosas, habrá otras damas que piensen así, y no, no mujer no puedes seguir pensando así, es necesario aceptarte e ir descubriendo que puedes realizar muchas cosas, ya lo he mencionado antes, la aceptación de uno mismo es muy importante, lo siguiente es pensar positivo, hacer un análisis de todo lo positivo que hay en ti y que aportas a los que te rodean y que probablemente no has visto por tu actitud negativa ente ti misma, ante la vida. Todos tenemos un espacio en este universo el cual ocupamos por y para algo. Si te tomas tiempo o pierdes tu tiempo comparándote con las personas que rodean tu vida, solo lograras agobiarte encontrando diferencias que te atormenten, y que en realidad solo están en tu mente, producto de ese inconformismo que te vas formando, por no aceptarte tal cual eres, y claro que se dan cambios en las personas, mismos que se dan según los tiempos, los espacios, o el sentir mismo que satisfaga tus necesidades actuales. A pesar de cualquier cosa negativa que pase a tu alrededor si tu pensamiento es positivo esto ayudara a conservar tu auto estima y valor en alto, ningún problema te parecerá ya tan difícil.
Tú, eres única, especial, precisamente por eso no es posible que hagas exactamente lo que otros hacen, lo que tú haces tiene su propio estilo y en ello haz de empeñar siempre tu mejor esfuerzo, no podemos ir por la vida siempre esperando que otros aprecien lo que hacemos. Amate mujer!


2 comentarios:

AtL... dijo...

Ciertamente. A mí me costó sudor y lágrimas aceptarme como soy: mujer, lesbiana y no tan parametralmente bonita. Tocando la adolescencia y despues de los rechazos en la infancia me llegué a cuestionar si valia la pena ser mujer...

Hoy tengo la certeza de q es lo mejor!

Arriba las mujereeeeeeees!!!

Besotes!

Addiction Lunar dijo...

No dejar que los demás se involucren para ser lo que yo desee, ya que esa decisión sólo es de uno mismo.

El mimetizarte deja estragos ya que nunca eres lo que realmente sientes; sino los que otros provocan en ti. Siendo que en el espejo se refleja una persona bella y con emociones fascinantes.

Ser y disfrutarte...